EN LA TIERRA DEL FUEGO vol.3

Continuamos…

Luego de la caminata, en especial por la calle principal – San Martín – de esta ciudad de 100,000 habitantes, y algunas aledañas, fui a buscar como calmar la bestia hambrienta que se despertaba, así que luego de evaluar varios locales entre en un Pub Irlandés – acaso hay pierde con algún Pub Irlandes en el mundo? – y me senté a comer una hamburguesa Callway y probablemente una de las mejores cervezas que he tomado nunca, la Patagonia Red, que es de producción local. Uno de los mayores problemas es el precio, si vienen calculen que una comida simple rodea los 80/100 pesos.

Luego de la comida, otro paseo breve y de ahí a esperar el comienzo del siguiente Tour, El Tren del Fin del Mundo.

Ushuaia arrancó, como muchas otras ciudades, siendo una colonia penal de trabajo; los reclusos eran llevados hasta allá con varios propósitos, unos era evidentemente mantenerlos lejos de la sociedad y el otro, menos evidente, era tener gente viviendo en la frontera para la reivindicación de las pretensiones argentinas de soberanía sobre esa parte del continente, considerando las disputas geográficas con Chile.

El punto es que los reos tenían que construir su propia cárcel y para ello eran llevados en un pequeño tren por alrededor de 20 kms hasta una zona de bosques para talar árboles, lo que les proporcionaba el insumo primario para la construcción inicial del presidio y para calentarse; ahora solamente hay unos cuantos kilómetros de linea férrea pero uno se puede dar cuenta de la estrechez y difíciles condiciones en las que vivían.

El paisaje es hermoso, nuevamente el sol nos acompañaba y eso era de por si algo bueno para hacer turismo, luego de esta parada fuimos a caminar entre unos de los bosques hasta llegar a un mirador que daba a uno de los brazos del Canal de Beagle, una vez mas, la belleza de los alrededores eran suficiente razón para estar ahí.

De regreso a la ciudad y quedándome aún medio día fui a otro punto casi obligatorio de paseo, la Cárcel del Fin de Mundo. Este edificio de piedra en su mayoría, comenzó siendo de madera en su primera ala, construido por los propios reos; según cuentan nunca nadie escapo de la cárcel con éxito, el que mas lo logro fue alguien, de quien ahora no recuerdo el nombre, un agitador político, pero que fue recapturado en la frontera con Chile; uno de los presos mas conspicuos fue el “Enano Orejudo” un asesino de niños que causo terror a comienzos del siglo pasado. Edificio está en buenas condiciones, excepto una de las 5 alas que la han dejado en su estado orginal, solo les puedo decir que el frio que se sentía al caminar por ese lugar era intenso, las celdas eran pequeñas e incómodas, como cualquier cárcel, no un buen lugar para estar.

Luego de eso regresé al hotel y empecé a alistar las cosas para el siguiente destino, El Calafate.

Continuará…

Anuncios

2 comentarios to “EN LA TIERRA DEL FUEGO vol.3”

  1. Elmo Nofeo Says:

    Ahora si me pregunto ¿Cuáles son las razones que te llevaron allá?

    • peregrinoinmovil Says:

      Hace algunos años alguien me hablo del lugar, investigue un poco y se me clavo la idea de llegar a esa zona, quizas mi pocas ganas de playa me lleven a lugares frios… o las ganas de no estar con mucha gente a mi costado… razones varias y variadas, como en chino de esquina.

      Nos leemos,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: