Archive for 15 octubre 2010

CUANDO TE DIGA ADIOS

octubre 15, 2010

Cuando te diga adiós seré yo el que no este
será tu ausencia la que mida mi espacio
el sonido de mi silencio lo que marque el ritmo
entendiendo que nada suena como el grito amargo de quien fue dejado de lado.

Las copas de champaña vacías caerán de nuestras manos
en símbolo irrevocable de que es hora de irnos
a celebrar la muerte del amor que nunca nos tuvimos
pero que disfrutamos en orgiástica alegría cerca de tu cama.

No digo mas que aquello que quiero decir
como tu no miras mas que aquello que quieres mirar
y entre mi silencio y tu ceguera no llegaremos a otro lado
mas que al precipicio de nuestra soledad.

Si tu disparas primero seré yo quien celebre el triunfo de tu idiotez
dejar que fluya la sangre por la herida no es mas que un ejercicio de paciencia
no me quedas mas que tu y a ti no te queda nada
quizás tan solo el lamento de quien ya no está.

La arena que corre por tus venas sacia mi sed de muerte
los golpes que tiro al aire castigando a la nada de nada
tu oscuridad
cierro los ojos para ver la luz de la que me privas.

Me llamas, pero rehuyo como perro callejero tu orden de ama implorante
son mis dedos las que tocan las cuerdas en intrincado desafino
no le tengo vergüenza a la vergüenza
ya no me queda sangre, ni en la cara ni en la verga.

Miro como quien entiende lo inexorable del tiempo
acaricio el vacío
y dejo que las hojas me lluevan
en un intento por refrescar el calor que llevo por dentro.

Esta vez cuando te diga adiós será en serio
porque la soga estará en tu cuello
como quien lo adorna sin glamour alguno
como quien espera que no ocurra lo que va a ocurrir.

Esta vez cuando te diga adiós será tan solo (a)dios.

Anuncios

DE INMOVILIDADES Y CAMBIOS

octubre 14, 2010

Hace un mes, mas o menos, acabo de dar por finalizado un período de mi vida, uno mayormente feliz y provechoso; uno que me permitió reencontrar el equilibrio en el sentido mas extenso del término, y con ello no solo recobrar la confianza perdida sino madurar en aquello que definí como mi camino profesional. Tengo una sensación muy extraña en el cuerpo, una tristeza producto de los amigos que he dejado, así como de la situación confortable en la que estaba.

Pero las motivaciones que tuve para llevar mi vida a otro lado creo que son mayores, de alguna manera la madurez me va alcanzando y siento la necesidad de ordenar algunos aspectos de mi vida y planear lo que vendrá, no me estoy haciendo mas joven.

Agradezco lo pasado, cada una de las cosas; lo bueno y lo malo, creo que hoy soy una mejor persona o al menos eso quiero pensar. Mis capacidades laborales también han mejorado, soy un mejor profesional, el lugar donde trabajé los últimos 6 años de mi vida han hecho que entienda con mayor amplitud muchas cosas, creo que he desarrollado muchas habilidades y conocimientos que hoy me han abierto una nueva puerta para continuar con este proceso de crecimiento y desarrollo. Y es justamente esta parte final la que me hizo tomar la determinación de salir de mi zona de estabilidad para arriesgarme en algo diferente.

Consideré que si no tomo el riesgo del cambio ahora, así como la oportunidad, no lo haría mas adelante. De alguna manera todo se alineo y se fue juntando, mis ganas de cambiar, la sensación de un período cerrado, el valor y la oportunidad; me parece que hubiese sido muy necio y quizás hasta cobarde no tomar lo que la vida tan generosamente me ofrecía.

Quiero señalar algo que me parece importante, este año partí con la idea del cambio en la cabeza, todo en mi decía que las cosas no podían seguir así que era necesaria una variación, y lo cierto es que desde que hice mio ese concepto las oportunidades se fueron presentando como nunca antes. No se si tiene que ver con el secreto o con las energías, lo que me queda claro es que cuando me convencí de esa necesidad las cosas se empezaron a mover y el resultado es el cambio.

Ya comencé la nueva aventura, estoy en el proceso de ajuste y el miedo me ronda un poco de la mano con la inseguridad, pero ya les comentaré de eso.

Me desconecto.

Adeu…