Archive for 21 octubre 2008

SECUENCIA PARA APRENDER A OPINAR

octubre 21, 2008

A raíz de varios comentarios dejados por diversas personas en mi post anterior, he llegado a entender algunas situaciones particulares al momento de la emisión de una opinión; en ese sentido, percibo que a veces las personas se dejan ganar por sus sentimientos, frustraciones, emociones, turbaciones, angustias, decepciones y otras cosas mas al momento de emitir una opinión, dejando de lado por completo un concepto básico que es lo que sustenta a la humanidad (la mayor parte del tiempo): la lógica.

Entonces considerando que mi rol es también de participación directa y no solamente de cronista, intentaré hacer un breve manual de ayuda en el cual las personas que no se encuentran emocionalmente sólidas puedan encontrar una manera simplificada de aplicar un criterio lógico a diversas situaciones de la vida; es cierto demanda un poco de esfuerzo, pero es mínimo.

A ver, a lo más básico.

(1) Tenemos un argumento/opinión/premisa que se basa en (2) proposiciones/ideas/acciones/sustentos lo que nos lleva a una conclusión/consecuencia/resultado (3). Es decir, tenemos (1), (2) y (3).

Entonces tenemos una secuencia de 3 pasos que nos permitirá llegar a un final que tenga algún sentido argumentativo. Propondré algunos ejemplos que espero grafiquen el tema.

(1) Si vienes temprano te beso.

(2) Llegaste temprano.

(3) Entonces te doy un beso.

Fácil no? Ahora compliquemos un poco mas el ejemplo pero manteniendo la secuencia.

(1) La tierra tiene gravedad.

(2) La gravedad atrae las cosas hacia la tierra.

(3) Entones si tiro algo hacía arriba ese algo deberá caer hacia la tierra atraído por la gravedad.

Igualmente fácil. Ahora veamos el caso materia del post anterior e intentemos aplicar nuestra secuencia lógica básica.

(1) La ley dice que, si uno acusa a alguien de un hecho determinado lo tiene que demostrar; en caso contrario será castigado.

(2) Magaly acusó a alguien y no lo demostró.

(3) Entonces debe ser castigada, así lo dice la ley.

Vieron, super sencillo, no hay mayores complicaciones a partir de la premisa, la verificación de su cumplimiento y sus posteriores consecuencia; para esto no busco involucrar sentimientos ni frustraciones, no proyecto angustias o antipatías. Sencillamente es una forma de mantener la objetividad al momento de emitir una opinión sobre un tema determinado.

Que la ley es mala/fea/antipática/tonta no es materia de análisis por que me guste o no la ley está y se debe cumplir; que Magaly me guste/no-me-guste/la odie/la ame tampoco es materia de análisis, es solamente si lo dijo y lo demostró o no; si el castigo es excesivo/feo/injusto/terrible esto puede ser materia de conversación por que hay acá efectivamente una apreciación subjetiva por parte del juzgador.

Pero en el análisis no interviene el pasado de Magaly, la salud de la mamita de Magaly, el enojo del hijo de Magaly, la estupidez de Paolo Guerrero, lo conchudos que son los futbolistas, si me caen pesados, si los envidio, si el país es una desgracia, el gobierno una basura o cualquier consideración extra.

A partir de esto ustedes con la práctica e información adecuada podrán hacer las variaciones necesarias para ir subiendo la complejidad de los casos a la que apliquen esta secuencia.

Este es mi aporte a la familia.

Me desconecto.

Adeu…

Anuncios

MAGALY O LA NAUSEA

octubre 17, 2008

Estoy en estado de conmoción emocional al ver todo lo que ha generado que Magaly Medina sea detenida y enviada a la cárcel pero lo que mas estupefacto me tiene no es que ella sea enviada a cumplir una sentencia judicial, sino como muchos periodistas han cerrado filas, al mas puro estilo congresal, y se están rasgando las vestiduras por este “atropello” contra la libertad de opinión y de expresión; no puedo sentir otra cosa que asco ante esas opiniones; entre las peores justificaciones puedo citar a Rosa María Palacios y a Verónica Linares (que coincidencia ambas del canal 4, ¿por que será?).

Las cosas claras y directas; yo no veo el programa de Magaly Medina, por que no puedo sustentar con mi elección el modo de ganarse el pan de esa mujer; no creo que sea válido lucrar con los errores ajenos, no creo que el escándalo sea un modo decente de vivir, no puedo estar de acuerdo con el escarnio público de otros, con la persecución constante con la excusa de la noticia y el hecho de que sea un personaje público, no creo en el mal uso de la libertad de expresión. Donde además la víctima no tiene un medio igualitario para defenderse con lo cual se vulnera ese derecho básico por el que ahora llora Magaly Medina.

Todo tiene un límite; las libertades no son irrestrictas, todas ellas se ejercen dentro de los marcos que la ley establece, pero mas aún, los que la ética, la decencia y tu escala de valores te dictan; Magaly Medina ha hecho una carrera a partir de “flexibilizar” los límites de esas libertades por las que hoy llora, así como de los excesos, a partir de los “no confirmados”, de los “ampays” y finalmente del miedo que genera.

Ahora llora por su mamá y lo que le pueda pasar a la señora; obvio que nadie quiere que le pase nada malo a su madre; pero ¿es que acaso la madre de Magaly Medina vale mas que las otras madres que fueron afectadas directamente cuando ante reveló sus ampays ante cámaras?; alguno de los periodistas, de los fariseos de ahora, dijo algo cuando se vio en cámaras a jugadores de fútbol con vedettes y eso destruía un matrimonio, a mujeres supuestamente vendiéndose por 300 dólares, a parejas de infieles, a actores perseguidos durante semanas; alguno dijo algo de esas madres e hijos afectados día a día por el programa de Magaly Medina.

Seamos valientes y digamos las cosas, estos periodístas están protegiendo su pretendido derecho a la impunidad, a decir lo que quieran sin consecuencia alguna argumentado para ello “libertad de expresión”, “de opinión”, “de investigación” y otras cosas; únicamente están protegiendo su modo de vida. Otorongo no come otorongo, dice la máxima.

Las leyes dicen que quien afirma algo lo TIENE que probar; es decir, si yo soy acusado de algo, yo NO tengo que probar mi inocencia sino que el acusador tiene que probar mi culpabilidad, es así de sencillo. Pero acá basta con hacer una denuncia mal hecha, mal planteada, mal investigada y sin sustentos adecuados, eso constituye una noticia que se puede vender; lo patético es que ante cualquier reacción pidiendo las bases probatorias necesarias se argumenta, inmediatamente, el derecho a la libertad de expresión; no, así no es, el periodismo también está sujeto a las leyes vigentes de nuestro país.

Señores, los periodistas NO tienen mas derechos para decir huevadas que cualquier otra persona.

Cierro con una frase dicha por Luis Miro Quesada “El periodismo puede ser la mas noble de las profesiones o el mas vil de los oficios”; ¿en que lado pondría usted a Magaly?

Me desconecto.

Adeu…

CARACAS: PISO 18

octubre 8, 2008

Estoy sentado solo frente a una pequeña pero bella piscina en el piso 18 del hotel moda en Caracas; estoy sentado solo y mi soledad se hace palpable cuando a veo a mi alrededor los grupos que comparten su alegría; yo solamente tengo mi silencio.

Saboreo despacio mi mojito, EL mojito, porque no es lo mismo tomar un mojito que tomarlo en soledad en el piso 18 del hotel de moda en Caracas.

La noche es templada, se ve el horizonte caraqueño y esta ciudad hasta parece linda y tranquila, el cielo se está cerrando todo indica que lloverá. La felicidad de luces de neón no cesa y revolotea por sobre mi silencio; por que soy únicamente yo, mi silla, mi mesa, mi trago y la piscina pequeña mas linda del mundo.

Soy un testigo, no tengo parlamento en esta obra, son mis ojos y mi cerebro lo único que valen, lo demás son medios para transportarlos de un lugar a otro; no tengo frió, no tengo ganas mas que de estar acá, así como estoy, en religioso silencio con un vaso en la mano.

Las personas se mueven en estudiada coreografía, hay pasos ensayados, movimientos sutiles y miradas también; algunos están cazando, algunos fracasando; que mas da, en esta vida hay de todo y como me dijo un amigo hace unos años “no todos llegan”; yo tengo la seguridad que por lo menos llegué al piso 18 del hotel de moda en Caracas.

Hasta vino la tele, veo a la reportera de E! parada junto al borde de mi piscina, que atrevimiento, es que acaso no se dió cuenta que mi silencio señala los límites de su presencia; no importa, el vació tiene 18 pisos para que reflexione.

Latinoamérica se define y es una a partir de sus cretinos, me queda claro que son ellos los que integran nuestros paises, por que un cretino de Venezuela es un cretino en todos lado, y lo mismo sucede con todos los demás países; lo único realmente globalizado en nuestra región es la cretinez.

No soy eterno, no soy piedra y mi cara de póquer tiene un límite y ese lo han puesto un par de cosas, los dos mojitos que me he tomado y el tremendo culo de la mujer de rosado que se paró al otro extremo de mi pequeña y linda piscina para poder hablar por el celular, seguramente con su amante porque una mujer con ese culo no es de un solo hombre. Llegó la hija y solamente puedo decir que desmerece a la madre, que pena que un culo así no tenga heredera.

Mi tiempo se acaba, hasta los testigos deben intentar ser protagonistas secundarios de su propia vida, estoy cerca a abandonarme a la caída; rápido, que venga el mozo y le ponga precio en bolívares a este momento de prístina felicidad.

Me desconecto.

Adeu…

SPINOFF v1

octubre 6, 2008

Hace unos días Miguel tuvo la gentileza de publicar un cuestionario/entrevista en el cual el sujeto de análisis era yo, o el personaje creado por el blog, Peregrino.

Durante ese cuestionario una de las preguntas era ¿Cual fue tu mas grande descubrimiento?, a la cual respondí “Que a los 30 uno no se tiene que morir”; esa respuesta ha generado una serie de comentarios y conversaciones diversas; justamente, el día de hoy IUX me preguntó que cosa quería decir con eso, cual era el significado de esa respuesta.

Creo que cada persona le debe dar un significado propio; pero en todo caso diré lo que es para mi.

De niño pensaba que el 2000 venía de la mano con los 30 años y que eso era muy lejano, es decir uno tenía que ser muy viejo y la vejez solamente podía significar la muerte. Conforme mis años se fueron acumulando me di cuenta que a los 30 se llega muy rápido, que están ahí doblando la esquina, que es mucho tiempo para pocas cosas y es muy poco tiempo para todo lo demás; que se tienen demasiadas expectativas en relación con esa edad, como si definiera el total de mi vida o quien soy o seré.

Hay demasiada presión, en especial para las mujeres, creo que ellas llevan la peor parte por que a las presiones de estudio y trabajo le aumentan el de la maternidad; fuera de bromas no quisiera tener que soportar la tensión generada por los agentes externos, léase padres, familiares de todos los grado y amigos. Bajo ese contexto es muy difícil efectuar decisiones y mas aún mantenerlas.

30 años son nada, piensen que los primero 5 nos los pasamos casi como unas plantas ya que no tenemos mayores recuerdos de los mismos, así que digamos tenemos 25 años de conciencia, de los cuales 12 años estamos en el colegio y con poca movilidad para tomar decisiones; luego de eso nos pasamos 5 o 6 años mas en la universidad, con un mayor espectro de toma de decisiones pero viviendo bajo el “techo familiar”, con todo lo que conlleva; es decir, recién a los 24 o 25 estamos empezando a trabajar o en camino de, con lo cual te vuelves realmente responsable por ti mismo; resultado empezamos a vivir como adultos a los 25 y de ahí a los 30 solamente hay 5 años, y en esos 5 años a la mayoría de nosotros nos piden que definamos nuestra vida, con todo lo que ello implica.

Cuando fui creciendo descubrí que a los 30 uno no se muere, que mas bien uno está iniciando el proceso de madurez, que es capaz de tomar decisiones con otros ojos, que ya la vida lo vapuleó en la medida que te tocó y eso te ha hecho protegerte, distanciarte de las cosas y de las personas de una manera particular, pero también te enseñó a amar de otra modo, involucrando otras cosas además de las hormonas, lo que nos da una capacidad de disfrute pleno mayor, quizás con menos potencia o excesos pero saboreando mejor los platos escogidos.

A los 30 años empieza la vida, lo previo es la parte introductoria, el prólogo, el establecimiento de los cimientos; las deficiniciones reales uno las debe tomar después de esa edad por que antes de ello somos unos incapaces; es luego que viene la “carnecita”, el meollo, el centro, el “quid” del asunto; a partir de ahí me sentí mas pleno, mas capaz, con las cosas un poco mas claras, a partir de ahí empecé a vivir como quería hacerlo.

Me desconecto.

Adeu…