VIVIENDO SOLO: EL CAOS INICIAL

Algo que muchos añoramos desde nuestra adolescencia y posterior juventud es la independencia, la posibilidad de vivir fuera del techo de los padres, del yugo impuesto por el lar familiar. Para ello,  uno se dedica, a penas puede y quiere, a encontrar un lugar personal que puedas empezar a llamar hogar; llegado el momento inicias la búsqueda a conciencia, para encontrar algo que se acomode tanto a los requerimientos personales como al presupuesto, lo encuentras, se produce la mudanza y se logra la ansiada independencia. Colorín colorado, ya está todo listo, eres libre e independiente……. error.

Cuando llegas contento a tu casa y pasa la primera semana de locura mientras intentas acomodar todas tus cosas sientes la adrenalina, planeas los tonos con los amigos, los encuentros amorosos que no deberán llevarse a cabo en un hotel, la imaginación vuela libre e independiente de cualquier razón lógica, no hay límites, la vida será una fiesta permanente e inolvidable; y sigues dándote cuerda, ya no tendrás que guardar la ropa, ni arreglar nada, piensas que puedes vivir como si fuera una película gringa de bajo presupuesto, sex, drugs and rock & roll; esto hasta que la realidad te mete un martillazo en la cabeza.

Pasada la emoción empieza la verdad, descubres que los gnomos y elfos que arreglaban tu cuarto, tendían tu cama, lavaban, doblaban y planchaban tu ropita , tenían tu comidita lista y guardada en el microondas se negaron rotundamente a venir contigo y prefirieron quedarse en la casa de tus padres (quizás por que sea mas cómodo para ellos o por que intuyeron el desastre) así que en cosa de semanas, luego de probar las mieles de la libertad (que es un truco barato que solamente sirve para armar revoluciones), tu departamento es una zona de guerra, no hay platos limpios (que te regalo tu mami con mucho cariño), no tienes cocina ni ollas para cocinar y no puedes seguir a punta de pan con jamón y queso (aunque sean buenazos), no hay ropita planchada y mucho menos limpia y tu cama siempre está destendida (cosa que en lo personal odio) e increíblemente empiezas a entrar en trompo.

Asi es, entrar a tu casa se vuelve un choque cultural, por que ahí no vives tu sino que es un campamento de refugiados de guerra (de una guerra de prestancia por que la ropa tirada en los muebles es de marca obvio); así que pretendes tomar las riendas del desastre e intentas hacer algo, pero el desafío es monumental, y empiezas a recordar la ternura permanente de la madre, los consejos sabios y calibrados del padre, el amor innegable y la relación perfecta con los hermanos y cuestionas, sin mas, la decisión mas estúpida que has tomado; llegado ese punto solamente queda una cosa valiente y madura por hacer, llamar desesperadamente a la madre en busca de consuelo y ayuda.

Yo llegué a ese punto por partes, fueron episodios intermitentes de desesperación que traté de controlar de la manera mas propia que pude, el orgullo que le dicen, intenté manejar el desastre, lo juro, me planifiqué, compre cosas para limpiar la casa, hice yoga y meditación para encontrar la voluntad necesaria para la tarea y hasta pedí la ayuda de los padrinos mágicos, pero nada, no pude, caí en un pozo profundo del que salí cuando mi abnegada madre puso manos a la obra y me solucionó los problemas administrativos en los que andaba; no pues, vivir solo no es un paseo por el parque.

Hoy le debo la cordura al control personal que me impide desordenar mas de lo que puedo ordenar, a las ganas de mantener todo casi en su sitio y a la invalorable presencia de V, quien se encarga de dejar, dos veces por semana, la casa en un estado presentable.

Me desconecto.

Adeu…

Anuncios

19 comentarios to “VIVIENDO SOLO: EL CAOS INICIAL”

  1. Dragón del 96 Says:

    Pero no vas a decir que la vida de rock star no es lo maximo!!!

    Slaudos.

  2. alfredo Says:

    creo que a mi me ayudo el irme a otro pais la primera vez que de verdad empece a vivir fuera del techo de mis padres (o de mis suegros) con CLaudia

    fue mas drastico

    asi que el shock vino con lavadera, limpiadera y demas “eras” que hicieron el proceso menos traumatico

    es decir

    LOS GNOMOS SI VINIERON CONMIGO

    jajaja

  3. Imberbe_Muchacho Says:

    apenas me mude, lo primero que hice fue contratar un gnomo…sino otro hubiera sido el cantar

  4. Alquimista Says:

    Sin gnomos o elfos, estoy muy contento viviendo solo en mi departamento. No tengo tiempo para pensar en shocks.

  5. Athenea Says:

    La verdad es que te comprendo totalmente, que dificil es vivir sola.

  6. Jano Says:

    Por eso no me mudo aún. Ya el próximo en argentina, viviré solo. Por mientras, que me mime mi mami. jaja.

  7. Marea Says:

    Si caray, te comprendo 100%, por suerte yo mantengo el equilibrio del que hablas y no dejo que el desorden me aplaste, pero tengo mis ups and downs como todos, pero como mamita no hay. Saludos.

  8. Jimena Says:

    Si pues es difícil, pero vale la pena no?

  9. Zezé Says:

    en realidad
    cuando uno entra en “soledad privada”
    llegan muchas cosas que derrepente piensas que no hubieran sido posibles de no haber estado solo… pero solo
    lejos de las cosas que uno esta acostumbrado
    en realidad tambien es cuestion de cada quien saber lo que es mejor para madurar … si en eso es necesario salir fuera de casa y dejar de lado las cosas familiares y el dinero constante y sonante de nuestros padres
    pues que sea necesario y bienvenido

    saludotes 🙂

  10. Jose Carlos Says:

    Jajaja, asi que eran los elfos y duendes, los del trabajo sucio… ¡¡que bacan!! Como Galadriel espero y no como Dodi, el eldo domestico.

    Bueno, de alguien emancipado a la fuerza, la idea del “en mi casa voy a hacer lo que me de la gana” es muy idilica, ya que un dia soleado, generalmente domingo por la mañana, uno descubre a las verdaderas estrellas de la convivencia obligada: LOs vecinos.

    Mucho sexo y mas rock and roll.

    Pao Flanders

  11. laura zaferson Says:

    vivir solo es lindo, pero es un reto. 🙂

  12. zetagirl Says:

    Eteee despues de leer tu post …las ganitas de vivir sola se me han ido por completo! Yo seguire siendo una mantenida y que como dijeron por ahi mi mami me siga mimando! ajajajaj al menos hasta tener los cojones necesarios para tamaña aventura o_O

  13. Kike Says:

    Conmigo tampoco akudieron los geniales duendecillos de la morada de mi progenitora, pero aun así, debo decir que estoy más feliz que nunca después de dos meses viviendo solo. No me arrepiento, aunque es más duro de lo que imaginaba, claro.

    Un Saludo

  14. Ochy Says:

    La soledad! te enseña a ser un verdadero Hombre, a pesar de los retos que esta trae consigo, al final comprendes que de haber estado acurrucado al regazo de tus padres todo el tiempo, la vida te hubiera sorprendido con sus duras realidades tardidamente.

    Exito y Voluntad Colega!!!

  15. Gian Says:

    Vivir solo es un reto que debes tomar por obligacion de superarte en todos los aspectos, aqui empieza una nueva etapa q veras con ojos diferentes .

  16. Lidia Says:

    El desprendimiento de los padres..para algunos suele ser dificil…lo que es trascendente es aprendar a convivir con uno mismo…cuando estas solo..no hay que ser hijo…ni amigo…ni nadie mas…solo tu mismo…precisamente es la parte más dificil de todas…sobre todo cuando se vive solo….La euforia de la independencia es subjetiva…son solo instantes…pueden ser bueno..o increiblemente excelentes…pero al final de cuenta…suele ser esporadicos….una fiesta….un buen grupo de amigos….la escuela…el trabajo..pero llegas a tu “cueva” te enfrentas contigo mismo…

  17. armando (psych8) Says:

    muy buenos comments! x ejem: hace un tiempo q vivo en otra ciudad fuera de casa, viviendo con mis tios por cosas laborales, y me siento un poco amarrado o mejor dicho cohibido de hacer varias cosas, he pensado regresar a mi ciudad dentro de unos meses + no se si regresaria y vivir solo!!! o vivir aqui solo?

    solo pienso y no se q decidir! lo peor es no conocer a muchos!!

    q m recomiendan!!
    mil
    gracias!

  18. cristalina Says:

    jamás terminas de ordenar, sobre todo tu ropa….
    jajajaja y cuando recibes una visita inesperada (el chic@ en cuestión), qieres qe aparte del gnomo se te aparezca el hada madrina de la cenicienta 🙂 ES UN DES…. VIVIR SOLO, PERO TAMBIÉN ES MUY RICO 🙂

  19. Ernesto Medina Says:

    Pues… yo NO diría que mi departamento es una zona de guerra, ni tampoco que esta impecable, a mi me basta con estar cómodo y que que se sienta un ambiente reconfortante para descansar.

    Muy importante es una buena decoración, que vaya adoc con tu propia personalidad. Mínimo que se refleje un poquito quien eres.

    Ojala tuviera un nomo que lavara los trastes de vez en cuando.
    Al menos si tomo directo del envase nadie me llama la atención. jajajaj 😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: